jueves, 24 de septiembre de 2009

Sobre el regreso a la vida sencilla

Pasé un año sin preocuparme de muchas cosas de las que ahora me preocupo, que no quería preocuparme pero que sabía que me iba a preocupar.

Dejé de preocuparme por mi alimentación, hacerlo era ridículo teniendo en cuenta que estaba viviendo en un lugar donde la gastronomía divergía por completo a la que estaba acostumbrada. Dejé de preocuparme por los estudios, ni siquiera el idioma me preocupó, la cuestión era vivir relajada sin pensar en las tareas, proyectos, informes y toda esa cantidad de nimiedades que hacía porque debía y no porque quería. Dejé de preocuparme por conseguir una fuente de ingresos propia, la remesa estudiantil de CADIVI me hizo la vida muy fácil y los gastos corrían por mis representantes. Dejé de preocuparme por la política, mientras no me perjudicara directamente todo estaba bien.

A mi regreso el país está de de vacaciones, así que, seguí sin preocuparme. Salía todos los días (o al menos la mayoría), con mi hermana alemana a la que solo le quedaba 1 mes, con personas que no veía desde mucho tiempo antes de irme, con mis ex compañeros de clase, con prospectos amorosos, con mi familia, con mis amigos y hasta mis enemigos. Claro, pequeños detalles marcaban la diferencia, ahora la política me preocupaba un poco mas, aunque trataba de no ver tantas noticias para no amargarme la existencia, y quizás los ingresos (vivo en un país donde un shampoo es mas costoso que un par de zapatos de calidad en Europa), la alimentación en lo mas mínimo, ahora tenía la oportunidad de comer platos que no había probado en un año y debía disfrutarlo antes que comenzara la inanición.

Mi hermana alemana se fue y mi hermana húngara vino, viajamos, mi hermana húngara se fue y nadie mas vino.

Regresé a mi ciudad y a la vida sencilla, la vida de preocupaciones estudiantiles, políticas, laborales; preocupaciones objetivas, esas que no se catalogan con las familiares, amorosas y personales que son mucho mas subjetivas, de las que estuve preocupada la mayor parte del año anterior y que junto a las sencillas hacen lo que llamo la vida complicada.

Así estaré... hasta que consiga el balance perfecto.

iTunes plays: Nothing... esta pasando los archivos a .mp3 y lo quiero dejar hacer su trabajo
AnaPé says: Hacer las listas de los estudiantes de mi mamá me relaja

1 comentario:

CarlosGs. dijo...

hasta un reloj dañado acierta dos veces al dia.